Abengoa v Mexico

Como una empresa pudo hacer millones con un proyecto nocivo para la salud y el medioambiente - Abengoa vs Mexico

La multinacional española Abengoa, invocando el tratado de protección de inversiones Mexico-España, demandó al gobierno de México en 2009 por bloquear las operaciones de un vertedero de residuos tóxicos en el municipio de Zimapán en la provincia de Hidalgo. Este vertedero se habría instalado a solo 2 kilómetros de una reserva natural y a menos de 500 metros de la comunidad indígena hñañu, poniendo en peligro su frágil ecosistema, entre otras cosas por el vertido de arsénico en las cuencas, que según indican estudios, hubiera afectado a 14 manantiales de la zona de forma directa.i Los árbitros del caso condenaron al gobierno mexicano a pagar a Abengoa 45 millones de dólares en concepto de indemnización por los beneficios perdidos y 1.7 millones de dólares por los gastos legales y los costos del procedimiento arbitral. México acordó con la compañía pagar 41.500 millones en vez de estirar el caso pidiendo su anulaciónii.
El caso es interesante, porque...

… es un ejemplo de cómo los inversores pueden demandar cuando el gobierno decide proteger el medio ambiente y a las comunidades locales: Zimapán ha sido catalogada “la ciudad mexicana del agua envenenada“iii y se ha registrado como la segunda ciudad en el mundo con el agua más contaminada por arsénico, sólo por debajo de Bangladesh.iv El basurero tóxico que construyó Abengoa hubiera agravado aún mas la situación de contaminación del agua. Después de dos años de litigios y enfrentamientos, el municipio de Zimapan, en marzo de 2010, cancela definitivamente la licencia de funcionamiento de la planta, argumentando que: “a) Ia Licencia de Funcionamiento contraviene el derecho constitucional a disfrutar de un medioambiente adecuado; b) Ia Secretaria de Medio Ambiente y Recursos Naturales de Mexico incurrió en irregularidades en el procedimiento de evaluación del impacto ambiental del proyecto; y c) que el pueblo de Zimapan no debe pagar Ia deuda ecológica de los residuos generados en otros municipios”.v Ninguna de estas circunstancias fue tomada en cuenta durante el proceso arbitral.

…. demuestra como el sistema de arbitraje internacional menoscaba la democracia: En una democracia real, los lideres escuchan al pueblo y adoptan políticas que respondan a las demandas populares. La decisión del gobierno local de revertir la licencia para las operaciones del vertedero de residuos tóxicos se debió en gran medida a la presión social. El proyecto fue ferozmente opuesto por la comunidad local organizada bajo el lema ‘Todos Somos Zimapán’, quienes temían por los posibles efectos negativos sobre su ya deteriorada salúd.vi Minimizando el poder de la protesta popular y la independencia de la población local en determinar sus demandas, Abengoa argumentó que las protestas no fueron espontaneas, sino que fueron incitadas por políticos locales en un contexto electoral. En acuerdo con Abengoa, el Tribunal arbitral decidió que el vertedero “fue instrumentalizado por grupos políticos para fines puramente electorales”.vii

...evidencia la tendencia de los árbitros de fallar a favor de inversores sin tomar en cuenta los derechos de las poblaciones a un ambiente sano y la protección de su salud: Los árbitros, a la hora de decidir, solo toman en cuenta la letra del tratado de protección de inversiones y los efectos de las acciones del gobierno sobre la inversión. Siguiendo esta lógica, el tribunal en el caso Abengoa, indiferente a los efectos sobre la salud de la población del vertedero de tóxicos, decidió que la revocación de la licencia por las autoridades locales privaron a los inversores de su inversión y por tanto consideraron que las acciones equivalían a una expropiación indirecta. Los árbitros, a su vez, argumentaron que “no existe ninguna evidencia de que la planta pudiera comportar algún riesgo para la salud publica.viii

…obligando al Estado a pagar montos que comprometen el presupuesto público: A pesar que la inversión original fue de 12 millones de dólares, la compañía obtuvo una indemnización de U$S 45 millones. Los árbitros otorgaron a Abengoa compensación por su expectativa de ganancias futuras. Esto equivale a 3 veces el PBI anual de la provincia Hidalgo, en la cual se encuentra Zimapán.ix

Abengoa vs Mexico
Abengoa vs Mexico
Categories
WordPress Theme built by Shufflehound. Creative Commons License | Toda la información en este sitio web esta actualizada hasta Septiembre de 2017